Casi pierde la vida tras ser abandonada por los coyotes después de cruzar la frontera

NOGALES, Ariz. - El miércoles 7 de junio empezó se embarcó en una aventura que estuvo a punto de costarle la vida a una mujer mexicana. Gracias a la Patrulla Fronteriza y al Departamento de Policía de Nogales, Arizona, la mujer fue rescatada de morir dentro del compartimento d una ambulancia.

La mujer de 26 años identificada como Ángeles y originaria de Puebla, México, se aventuró a cruzar la frontera rumbo a Estados Unidos.

La tarde del 7 junio, Ángeles, fue guiada por unos coyotes para cruzar la frontera y llegar a Nogales, Arizona, dijo la policía de Nogales.

Durante su trayectoria desde su ciudad natal, se mantuvo en comunicación con su hermano por medio de su celular, el cual mantuvo con ella al encontrarse ya en Estados Unidos.

Autoridades dijeron que la mujer fue llevada hasta un patio cercado donde había varios vehículos.

Le pidieron que se metiera dentro de un compartimento de una ambulancia que media alrededor de cuatro pues de algo y cuatro pies de ancho y está detrás localizado detrás del chofer.

La dejaron con un poco de agua y sin comida. Pero, al caer la noche, como Ángeles ya no supo nada de los coyotes, creyó que se habían olvidado de ella y que se moriría allí encerrada.

La mañana siguiente, cuando la temperatura del compartimento, que tenía aluminio empezó a subir, la mujer le llamo a su hermano Florencio quien se encontraba en su natal Puebla. Le explicó lo sucedido y lo único que le pudo decir era que estaba dentro de una ambulancia.

Florencio viajó a Nogales, Sonora donde les dijo a los agentes del puerto de entrada que él no podía entrar legalmente al país, pero que su hermana estaba atrapada dentro de una ambulancia y que necesitaba ser rescatada.

Para entonces, Ángeles ya tenía más de 40 horas encerrada y con muy poco oxígeno, ya había pocas posibilidades de que la mujer fuera encontrada con vida.

Alrededor del mediodía del viernes 9 de junio, el Departamento de Policía de Nogales recibió una llamada de la patrulla fronteriza pidiendo ayuda para localizar a Ángeles y pidieron también la colaboración de los paramédicos.

Milagrosamente la mujer fue encontrada viva. Ángeles estaba muy débil y deshidratada, pero con vida. Fue trasladada a un hospital local donde se recuperó completamente. Después fue llevada a un centro de detención de inmigración donde será procesada y deportada.

Se le informó a su hermano sobre el estado de salud de Ángeles y los pasos que seguirían antes de su deportación.

Se podría decir que gracias a la tecnología la vida se salvó una vida, cuando unas personas sin escrúpulos, como lo son los traficantes de humanos, la dejaron abandonada.

 


© 2017 KPNX-TV


JOIN THE CONVERSATION

To find out more about Facebook commenting please read the
Conversation Guidelines and FAQs

Leave a Comment