La sencillez y humildad son solo algunas de las características de Daniel Contreras, mejor conocido como El Güero Canelo.

Contreras es un inmigrante sonorense que está viviendo el sueño americano después de mucho esfuerzo y sacrificio y dice que no se la cree.

Una plática muy casual y relajada, mientras nos comíamos un hot dog estilo sonora y un taco de carne asada, El Güero Canelo me contó la historia de un inmigrante que ha sabido salir adelante en el país de las oportunidades, su historia.

SU NIÑEZ

Es originario de Magdalena de Kino, Sonora y el menor de 13 hermanos.

“Vengo de una familia muy pobre, pero nunca nos faltó que comer”, dijo Contreras.

Solo termino la escuela primaria, pero recuerda que desde niño le gustó el comercio. Supo lo que era ganarse el pan de cada día con el propio sudor de su frente.

“Fui bolero, vendía chicles y periódicos de niño. Recuerdo que otros amigos y yo competíamos a ver quién vendía más periódicos”.

Nos comparte que durante su infancia también hacia mandados y ofrecía el mismo servicio a quienes le pagaban un peso que a quienes le pagaban cinco.

A los 12 años de edad se mudó Nacozari, Sonora y a los 13 años tuvo su primer trabajo en el ámbito culinario, como buen sonorense, empezó haciendo tortillas. Después vinieron muchos otros.

EN BUSCA DEL SUEÑO AMERICANO

En 1979 emigró a Estados Unidos en busca del sueño americano sin saber lo que le esperaba en Tucson, Arizona,

Se casó a los 26 con Blanca Contreras originaria de Caborca, sonora y tienen tres hijos; Genaro, Gregorio y Daniel y 3 nietos Genaro Daniel, Joasiah y Sabella.

EL NEGOCIO

En 1993 empezó con el negocio de venta de comida en una carreta que todavía se encuentra como recordatorio de sus inicios a aproximadamente dos cuadras y media l norte de la avenida 12 en Tucson. Su fuerte eran los tacos, a petición de la gente integró los hot dogs estilo sonora.

Los hot dogs lo han llevado a obtener varias menciones a nivel internacional, a nivel regional los tacos de carne asada han sido reconocido como los que tienen carne de mejor calidad.

En el 2006 decide crecer y considera su natal Magdalena como su siguiente paso.

“La tortillería y panadería en Magdalena es por controlar calidad de los productos que uso. Tengo 10 empleados allá que han estado conmigo desde que abrimos el negocio. La gente está orgullosa y contenta y ganan más del mínimo”.

FACEBOOK LIVE: El Güero Canelo fue galardonado a nivel nacional y nos platica lo que esto significa para él.

Orgullosamente dijo que una compañera de la primaria ahora trabaja en su panadería.

Actualmente tiene tres restaurantes en Tucson y uno en el oeste de Phoenix. Dijo que no era parte del plan hacer crecer el negocio hasta este punto.

“Nunca planeo nada, la misma gente me fue empujando hacia donde estamos hoy. Le dábamos a los clientes lo que pedían, fuimos agregando más mesas en el local y así fuimos creciendo”.

A punto de celebrar 25 años en el negocio, recibió el galardón de James Beard en la categoría de “American Classics” por sus hot dogs estilo Sonora.

“Gran honor que comparto con mi ciudad de Tucson que es la capital de la capital de la comida mexicana’, expresó Contreras. "Aunque ya pasaron unas semanas, no me la creo todavía."

META CUMPLIDA

Atribuye el éxito de su negocio a la gracia de Dios, a su dedicación y la “friega” que se ha llevado. Aunque también reconoce un error muy común al tener un negocio propio.

“Llegué a mi meta, pero cometí un grave error, perdí el balance. Hay que tener un balance en la vida, si empiezas el negocio o eres exitoso, siempre hay que buscar ese balance. Por ejemplo, si tienes una cruz, en la parte de arriba debe de estar Dios o tu espiritualidad. Al lado derecho, la familia, al izquierdo la diversión y en los pies el trabajo. Yo trabajaba como loco y la familia la deje un lado y me hubiera gustado educar mejor a mis hijos, tengo buenos hijos, pero hubiera querido hacer mejor trabajo. No pasa nada si el negocio se cierra uno o dos días a la semana”, compartió.

LO QUE DISFRUTA Y COMO QUIERE SER RECORDADO

“Me apasiona el béisbol! Soy aficiono de los Yaquis y disfruto la vida y socializar”, agregó. Eso pudimos comprobar durante el tiempo que estuvimos en el restaurante; el Güero Canelo, no solo saludó a algunos de sus clientes, sino que también se pusieron hablar de béisbol.

Con mucha humildad dice “hay mucha gente como yo que merece respeto por salir adelante, un gran ejemplo es Juan Gabriel quien fue huérfano y se convirtió en hombre muy exitoso. Oír historias de esas me motiva.

Cuando le pregunté como quería ser recordado respondió:

“Como dice mi hijo que me va a recordar, con la luna llena (porque me gusta mucho la luna) y con la forma de trabajar que tengo.”

Concluyó nuestra entrevista con un mensaje para todos en general.

“No dejes que nadie te robe tus sueños.”